Facebook Twitter Google+ E-Mail

Mirar a las tetas y no a los ojos

Muchas veces para nosotros, los hombres, es inevitable no agachar la cabeza ante un buen par de melones, quedando como unos degenerados. Pero mujeres, ustedes tampoco ayudan mucho, aflojen un poco con los escotes, sean un poco más humanas!

Mirar a las tetas y no a los ojos